Home / ACTUALIDAD /  ¿Por qué los partidos nuevos repiten los errores?

 ¿Por qué los partidos nuevos repiten los errores?

 

JOSE A. NÚÑEZ PÉREZPor José Núñez.- Llama la atención la forma como surgen los partidos en la República Dominicana, ya que muchos políticos, otros no tan políticos, de la noche a la mañana se creen líderes y con la capacidad y condición de hacer este tipo de organización e inmediatamente ponerla en condición de ganar unas elecciones con la misma prontitud que un parto. 

 No aprenden, no copian del duro trajinar y el tiempo que se puede tomar hacer un partido político con opción de poder, quieren cosechar sin sembrar en el tiempo, inician proyectos que por sus características son de largos plazos y lo presentan para el presente.

 Esta situación los conmina a iniciar mintiendo, conscientes o inconscientemente, creyéndose populares, que son  muy aclamados, que poseen muchos seguidores sin aún trabajarlos, mucho menos organizarlos, parece que no ven la realidad y un pequeño bosque no les deja ver el inmenso valle.

.Aquí existe una doble condición que siempre ha tendido al fracaso en la política criolla, y el mejor logro que han alcanzado estos “dirigentes políticos” es sobresalir en los medios de comunicación, ahí compiten dando entrevistas y haciendo rueda de prensa.

 La situación anterior queda delatada cuando estos personajes piensan  que  por su liderazgo coyuntural pueden hacer un partido político de la noche a la mañana, además creen que la gente los espera para seguirlos.

 Otro elemento muy común, es que trabajan muchísimo en las campañas electorales, pero luego de obtener o cosechar lo que han sembrado, que siempre es muy poca cosa, se desmotivan y desaparecen como cualquier producto agrícola de temporada, y así no se puede, cómo van a expandir y solidificar sus liderazgos, entonces casi siempre parecen más oportunistas que dirigentes comprometidos con los problemas socioeconómicos de las grandes mayorías.

 También, en algunos casos por ejemplo, como el de Fidel Santana, con un futuro tan brillante por delante, se alían a los partidos con mayores posibilidades, aparecen en puestos electivos garantizados, dando un bajón del cielo a la tierra en sus aspiraciones políticas, aunque garantizan un espacio seguro de los anhelados por la clase media, y usted los ve luego en cualquier carguito de dirección o con una  diputación.

 Así no se hace base de un futuro promisorio en la actividad política, esto no es un asunto de corto plazo, de creerse ganadores sin aparecer en las encuestas o con un porcentaje de un digito, de pensarse líder sin tenerlos más allá de sus narices, y de acechar oportunidades para engancharse legalmente en la teta del Presupuesto Nacional.

 O se trabaja con una visión de largo plazo, de firmeza y sacrificios para aspirar a un proyecto político serio o se allanta en una coyuntura determinada  buscando lo suyo, ahí están las dos opciones; lo difícil y loable a largo plazo o el disfrute para el presente.

 

Sobre francisco portes

francisco portes