Home / GASTRONOMÍA Y RECETA / Tips para degustar una cerveza

Tips para degustar una cerveza

am_79224_2562859_940993En cualquier de cata se analiza la apariencia, el aroma, el sabor y las sensaciones en boca que produce alguna o en específico, por lo tanto, catar no es la excepción, se realiza de una forma detallada, y con , las sensaciones agradables estarán a la orden del día

Lo primero es servir la cerveza en una copa o vaso limpio, haciendo un esfuerzo para producir una generosa, pero no excesiva, cabeza de espuma. En el caso de las cervezas muy carbonatadas, se puede servir cuidadosamente la cerveza con la copa inclinada. Para las cervezas con baja carbonatación, esto se puede conseguir sirviendo en una caída de unos 15 centímetros desde la botella. Para cada estilo hay una forma que le da su apariencia óptima.

Igualmente, para catar correctamente una cerveza, antes se debe tener en cuenta dos aspectos fundamentales, como la temperatura y los vasos; pues cada cerveza tiene su temperatura ideal, por eso cuando se cata una cerveza se debe procurar que no esté excesivamente fría ni tampoco muy caliente. En general, los rangos de temperaturas perfectas para cada variedad de cerveza oscilan entre los 3 y los 8 °C.

También, se deben buscar vasos que potencien el aroma de las cervezas siendo, por lo general, los vasos redondeados los que más se usan a la hora de catar cervezas. Si la cerveza es suave, se utilizan también los de tipo cuadrado. En algunas catas pueden usarse dos vasos: uno para catar con la vista y el otro para catar con el gusto.

Una vez servida en el vaso adecuado, es importante apreciar el color de la cerveza y de la espuma, prestando atención a sus tonalidades y consistencias, en función de la luz y de cómo son sus burbujas.

Percibir el aroma para identificar el aroma de los ingredientes de la cerveza, los toques de hierbas, maltas y cereales; así como la intensidad aromática del alcohol.

También, en el proceso de cata de cervezas, hay tres momentos importantes; el de la catación primera, el referido a la “sensación residual” que deja la cerveza en boca y, por último, el “recuerdo” que queda después de haberla bebido.

Fuente: Cocina y Vino

Sobre carlos miguel

carlos miguel
Administrador webmaster