Home / ACTUALIDAD / La OEA, España y Perú piden que víctimas sean prioridad en la lucha antiterrorista

La OEA, España y Perú piden que víctimas sean prioridad en la lucha antiterrorista

ins_0Funcionarios de España, Perú y EE.UU. y responsables de la OEA coincidieron hoy en que la y de las víctimas del terrorismo quedan a menudo en un segundo plano en las discusiones sobre el fenómeno, y pidieron un “mayor esfuerzo” por integrar sus derechos en las políticas contra esa flagelo.

En una conferencia en la Organización de Estados Americanos (OEA) en Washington, el secretario general de ese organismo, José Miguel Insulza, lamentó que, en muchas ocasiones, “los derechos de las víctimas son soslayados en las discusiones públicas sobre el tema” en el continente.

Mientras que en Europa se ha avanzado más en ese tema, “en América Latina las normativas (contra el terrorismo) parecen más referidas al ámbito procesal sin tener muy en cuenta el papel de las víctimas”, señaló Insulza.

“El respeto a la dignidad de las víctimas nos exige un mayor esfuerzo para promover iniciativas relacionadas con la protección de sus derechos”, sostuvo el titular de la OEA.

En la conferencia participaron la directora general de Apoyo a Víctimas del Terrorismo del Ministerio del de España, Sonia Ramos; el diplomático español Javier Rupérez, que entre 2004 y 2007 dirigió el Comité de la ONU contra el Terrorismo; y la presidenta de la Fundación Víctimas del Terrorismo (FTV), María del Mar Blanco.

“Las víctimas del terrorismo ponen a la brutalidad, a la agresión; son las que al final explican lo que hace la barbarie del terrorismo. Y por eso tienen que estar en la primera línea del combate al terrorismo”, sostuvo Rupérez, que en 1979 estuvo secuestrado durante 31 días por la organización terrorista ETA.

“Nosotros en España lo hemos aprendido tarde. Cuando me secuestraron, en los años 70, había la noción de que las víctimas si lo habían sido es porque algo habían hecho, había cierta a ocultarse”, añadió.

En el mismo sentido, aseguró, también “la comunidad internacional ha sido tardía en reconocer el papel de las víctimas en la lucha contra el terrorismo”.

Por su parte, Ramos afirmó que en España “la reparación es integral” porque cubre aspectos económicos y sociales, y desde 1999 el Estado ha abonado “casi 800 millones de euros a favor de las víctimas de terrorismo y sus familias”, además de promover “el papel fundamental de las víctimas” en la memoria de lo ocurrido.

La presidenta de la FTV destacó que, gracias al declive de ETA, “hoy ser víctima del terrorismo en España es más fácil que ser víctima del terrorismo en otros lugares” del mundo.

Por su parte, el embajador de Perú ante la OEA, Juan Jiménez Mayor, expuso los avances en su país, que entre 1980 y 2000 sufrió la actividad del grupo terrorista Sendero Luminoso, considerado el principal causante de las 69.000 víctimas mortales de la guerra interna con el Estado peruano en ese periodo.

“Sendero Luminoso fue el movimiento terrorista más implacable de América Latina, sus niveles de destrucción fueron tremendos”, sostuvo el embajador, quien criticó que la Comisión de la Verdad de Perú lo definiera como un grupo político y no terrorista.

Jiménez consideró que, en Perú, la atención a las víctimas como es debido aún está “comenzando”, pero se afronta con mucha “voluntad política”, y destacó que su país es líder mundial, junto a Marruecos, en las reparaciones colectivas, que pueden aplicarse por ejemplo a comunidades indígenas.

Sumando las individuales y las colectivas, destacó, el Perú ha gastado alrededor de “183 millones de dólares en reparaciones”, y ha atendido ya a “casi el 60 % del total de víctimas.

De parte de EEUU, la jefa de la oficina de justicia para víctimas del terrorismo en el Departamento de Justicia, Heather Cartwright, opinó que “honrar a las víctimas, apoyarlas y respetarlas es también una forma de luchar contra el terrorismo”.

EFE

Sobre carlos miguel

carlos miguel
Administrador webmaster