Home / ACTUALIDAD / Ven excelente trabajo de Frener Bello al frente de Inspectoría policial

Ven excelente trabajo de Frener Bello al frente de Inspectoría policial

General de Brigada, Dr. Bello Arias.

General de Brigada, Dr. Bello Arias.

SANTO DOMINGO, R.D.-Tras ser designado por el presidente Danilo Medina como Inspector General de la Policía Nacional, el general de brigada, doctor Frener Bello Arias, se trazó como objetivo fundamental hacer cumplir los principios básicos de actuación establecidos en la Ley Orgánica de esa institución, respetando los derechos humanos y la dignidad de las personas.Con ello, Bello Arias buscaba restablecer la disciplina a lo interno de la Policía Nacional, que en ese momento estaba por el suelo, y recuperar la confianza de la sociedad en las investigaciones llevadas a cabo por la institución, en casos de denuncias de civiles contra agentes.

La misión era difícil, pero en todo momento estuvo positivo, reconociendo que para lograr alcanzar la meta trazada, tenía que hacer lo que nunca se había hecho.

Con un pequeño equipo, el general Bello Arias comenzó su batalla y con el paso de los meses, iba claramente ganado la guerra. Sus firmes actuaciones comenzaron a sentirse en cada una de las investigaciones llevadas a cabos por el importante organismo bajo su mando.

Al presentar la memoria de su primer año de gestión, el éxito de su misión estaba garantizado, pues logró conseguir la confianza de la ciudadanía en las investigaciones llevadas a cabo por esa Inspectoría.

Acabó con las injusticias que se cometían en la investigaciones llevadas a cabos en la Policía, en el sentido de que la “soga siempre se partía por el lado más fino”.
En cada investigación, el general y abogado Bello Arias recomendó sanciones para los verdaderos culpables, sin importar rangos.

En el primer año de gestión, recibió de la Jefatura de la Policía un total de 364 memorandos, donde le ordenaba realizar investigaciones en diferentes lugares del país, en hechos de diferentes magnitudes donde estaban involucrados agentes de la institución del orden.

Esas investigaciones, donde se vieron involucrados oficiales superiores, subalternos y alistados, fueron hechas y devueltas a la Jefatura con sus respectivas recomendaciones.

En este período, 16 de agosto del 2012 al 16 de agosto del 2013, y como resultado de las investigaciones ordenadas a la Inspectoría General, ese organismo recomendó 172 sanciones disciplinarias de agentes policiales, recomendó el sometimiento a la justicia de 97 agentes y la expulsión de otros 54 fueron. Todos de diferentes rangos, incluyendo oficiales superiores.

Para realizar este brillante trabajo investigativo, cuyo objetivo era restablecer la disciplina perdida en la institución e impedir que los agentes policiales se involucraran acciones ilegales, la Inspectoría General contó con el apoyo de la Jefatura de turno, y mediante la Orden General No. 947-2012, de fecha 23 de agosto del 2012, logró el fortalecimiento de ese organismo, creando siete nuevas dependencias.

A partir de ese momento, comenzó a imponerse la disciplina en la Policía Nacional, sancionando las faltas cometidas por agentes policiales, sin importar su rango.
En septiembre de ese primer año, la Inspectoría impuso 11 sanciones disciplinarias, cinco de ellas aplicadas a oficiales, y entre los sancionados figuraba un oficial superior.

Asimismo, en ese mismo mes, recomendó a la Jefatura 10 sanciones disciplinarias, 13 sometimientos de agentes a la justicia y la expulsión de otros 5.

En octubre, 2012, la inspectoría impuso cuatro sanciones disciplinarias, por un lado, y recomendó a la Jefatura otras 27 sanciones disciplinarias, 17 sometimientos de agentes a la justicia y la expulsión de otros 10, todos pos diferentes delitos.

En noviembre, 2012, la cantidad de sanciones disciplinarias impuesta por la Inspectoría bajaron a tres, pero dos de los sancionados fueron oficiales superiores.

Ese mismo mes, el organismo recomendó a la Jefatura seis sanciones disciplinarias, seis sometimientos de agentes a la justicia y la expulsión de otros 10.

En diciembre, 2012, la inspectoría aplicó 11 sanciones disciplinarias, donde seis de los sancionados fueron oficiales, tres de ellos superiores.

Ese mismo mes, el organismo recomendó a la Jefatura cuatro sanciones disciplinarias, el sometimiento de un agente a la justicia y la expulsión de otros seis.

En enero del 2013, la Inspectoría se involucró en 28 investigaciones, impuso sanciones disciplinaria a 30 agentes, entre ellos 10 oficiales superiores y cinco subalternos. Los otros 15 fueron alistados.

Ese mismo mes, el organismo recomendó a la Jefatura 13 sanciones disciplinarias, siete sometimientos de agentes a la justicia y la expulsión de otros cinco.

En febrero, 2013, un total de 66 oficiales superiores fueron sancionados disciplinariamente por la Inspectoría, lo que venía a demostrar que para ese organismo, en la Policía Nacional no había vaca sagrada.

Ese mismo mes, recomendó a la Jefatura 14 sanciones disciplinarias, 18 sometimientos de agentes a la justicia y la expulsión de otros seis.

En marzo, 2013, la inspectoría impuso sanciones a 14 oficiales superiores, 10 oficiales subalternos y a 21 alistados.

Ese mismo mes, le recomendó a la Jefatura 22 sanciones disciplinarias, cinco sometimientos de agentes a la justicia y la expulsión de otros cinco.

En abril, 2013, a dos oficiales superiores y nueve oficiales subalternos fueron sancionados disciplinariamente por la Inspectoría, así como 12 alistados.

Ese mismo mes, se recomendó a la Jefatura 11 sanciones disciplinarias, el sometimiento de un agente a la justicia y la expulsión de cuatro.

En mayo, 2013, el referido organismo impuso sanciones disciplinarias un oficial superior, tres subalternos y nueve alistados por faltas cometidas.

Además, ese mismo mes, recomendó a la Jefatura siete sanciones disciplinarias, ocho sometimientos de agentes a la justicia, la expulsión de tres y el retiro forzoso de otros tres.

En junio, 2013, la Inspectoría realizó un total de 28 investigaciones, recomendando a la Jefatura 12 sanciones disciplinarias, dos sometimientos de agentes a la justicia, la expulsión de cuatro policías y el retiro forzoso de otros cuatro.

Además, sanción disciplinariamente a dos oficiales superiores, 22 oficiales subalternos y 28 alistados.

En julio 2013, sólo un oficial superior fue sancionado por la Inspectoría General de la Policía, organismo que en 17 investigaciones que realizó ese mes, recomendó, además, sanciones disciplinarias para ocho miembros de diferentes rangos, 22 sometimientos de agentes a la justicia, la expulsión de siete y la puesta en retiro forzoso de otros ocho.

En agosto, 2013, otros dos oficiales superiores y cuatro oficiales subalternos fueron sancionados disciplinariamente por la inspectoría que, igualmente, sancionó, ese mes, un alistado.

Ese mismo mes, el organismo recomendó a la Jefatura 25 sanciones disciplinarias, tres sometimientos de agentes a la justicia, seis expulsiones y cuatro retiros forzosos, tras concluir 25 investigaciones.

El trabajo de la Inspectoría General de la Policía, en ese primer año de gestión, fue calificado por amplios sectores de la sociedad como excelente, logrando avanzar de manera significativa en el restablecimiento de la disciplina a lo interno de la institución. (Fuente: MQ).

Sobre francisco portes

francisco portes