Home / ACTUALIDAD / Iglesia cubana critica propuesta constitucional de permita matrimonio gay

Iglesia cubana critica propuesta constitucional de permita matrimonio gay

LA HABANA.- La Iglesia católica arremetió contra la propuesta de cambiar la definición de matrimonio en la nueva Constitución que se debate en Cuba, una iniciativa que achacó al “colonialismo ideológico” y que de aprobarse, permitiría la eventual legalización de las uniones homosexuales en la isla.

El arzobispo de Santiago de Cuba, Dionisio García, señaló en una carta publicada en la página web de la Conferencia de Obispos de Cuba que el cambio, recogido en el artículo 68 del borrador de la nueva Carta Magna, “preocupa a muchos” por su “alcance posterior”, ante la posibilidad de aprobar las bodas y adopciones entre personas del mismo sexo.

Es la primera vez que la Iglesia católica se posiciona públicamente en este debate, que parte de una modificación de la definición de matrimonio en la actual Carta Magna (1976), pasando de “la unión voluntaria de un hombre y una mujer” a “la unión voluntariamente concertada entre dos personas con aptitud legal para ello”.

“Ignorar lo que por naturaleza nos ha sido dado o ir en contra de las leyes y procesos inscritos, incluso genéticamente, en nuestro ser, trae siempre consecuencias lamentables ya sea de inmediato o con el correr de los años”, reza la misiva del arzobispo cubano.

Asegura que “la institución del matrimonio es tan antigua como la humanidad, está en el mismo origen del hombre y de las primitivas formas de organización social (…), pero, en todas, están presentes y relacionados entre sí los dos sexos, hombre y mujer”.

Además, califica de “simplista y falso” que el rechazo al matrimonio homosexual provenga solo de los cristianos, “pues esta postura está avalada por la experiencia, la historia y las ciencias que estudian al ser humano y su comportamiento”.

García alerta de que entre las consecuencias de redefinir el matrimonio en la Constitución, está también la modificación de los contenidos educativos en las escuelas, los ámbitos culturales y los medios de comunicación “para adaptarlos a esa nueva propuesta”, lo que generaría un “innecesario cambio cultural”.

“Es falso alegar que es propio de una revolución hacer cambios como este, romper con las tradiciones. La manera de celebrar un matrimonio sí puede ser considerada una tradición, pero no el matrimonio en sí”, arguye la misiva.

Como alternativa, el arzobispo de Santiago propone “buscar los medios legales que protejan a quienes se encuentren en esos casos”, pero pide que eso no se use como argumento “para cambiar la definición de una institución de orden natural como es el matrimonio que ha resguardado la continuidad de la humanidad a lo largo de los siglos”.

La Iglesia católica se suma de esta forma a otras organizaciones religiosas que en las últimas semanas se han posicionado en contra del cambio en la definición constitucional del matrimonio que propone el borrador de Carta Magna que los cubanos comenzaron a debatir este mes.

Varias iglesias cristianas de la isla llamaron a sus fieles a “luchar” contra el artículo 68, convocaron ayunos y repartieron volantes con una ilustración de un hombre y una mujer, en defensa del “diseño original de la familia”, a lo que el colectivo LGTBI ha respondido con sus propias campañas a favor de “un diseño muy original”.

Sobre francisco portes

francisco portes

Deja un comentario